fbpx

Como hemos reiterado, Cuatro Tres Tres entiende que el fútbol va más allá de los 90 minutos. La Cultura Fútbol abarca todo lo que leemos, vemos y escuchamos fuera del campo. En esta ocasión, hablaremos de All Or Nothing: Manchester City, la serie documental del equipo blue de Manchester.

Primero, All or Nothing es la franquicia de documentales deportivos que Amazon empezó a producir en el 2016 y en los que retrata temporadas completas de equipos de distintos deportes. El primero fue los Arizona Cardinals, de la NFL. Le siguieron Los Ángeles Rams, los Cowboys, luego los All Blacks de Nueva Zelanda y el Manchester City se convirtió en el primer equipo de fútbol profesional en ser protagonista de esta serie documental.

Al grano: ¿nos gustó? Basta decir que vimos los ocho capítulos, algo así como 7 horas en total, en una tarde de domingo (el único día posible para pasar tantas horas en el sillón sin sentir culpa). Para los que alguna vez soñamos en jugar profesionalmente, All or Nothing: Manchester City es la oportunidad ideal para conocer lo que sucede fuera del campo y toda la cultura fútbol que rodea a un equipo profesional.

Narrado por el ganador del Oscar Ben Kingsley, el viaje por la temporada 2017/2018 del Manchester City gira alrededor de la figura de Pep Guardiola (¿quién más?) luego de su primera temporada en el equipo Cityzen que significó la primera de su carrera como entrenador sin títulos.

Entre tantos momentos que nos muestra la serie, nos encantó cómo se organiza un fichaje, desde el análisis de lo que pide el entrenador y lo que necesita el club ya empezada la temporada hasta el fichaje de último minuto de Aymeric Laporte o la contratación fallida de Alexis Sánchez.

También muestra por lo que deben pasar algunos jugadores, como Benjamin Mendy con su durísima lesión de rodilla o Raheem Sterling durante su bajón de rendimiento en la segunda parte de la temporada.  Luego, devela cómo gestionar a leyendas del club como Yaya Touré o Vincent Kompany y a las jóvenes figuras como  Phil Foden, Brahim Díaz y Oleksandr Zinchenko, los de menor edad en la plantilla.

Por supuesto, All or Nothing: Manchester City tiene falencias. No es tan dramática o reveladora como se pensaría que fuera una filmación all access  a un equipo profesional. Por ejemplo, omite la famosa pelea entre el Cytizens y Red Devils tras finalizar el derbi de Manchester que le City ganó 1-2 en Old Trafford. Ni una toma o referencia de la gresca en la que, según se reportó, participaron hasta 20 personas, entre jugadores y cuerpo técnico de ambos equipos.

All or Nothing nos lleva a la intimidad del Manchester City

Desde el punto de vista periodístico es aún más pobre. No habla sobre si el Manchester City ha comprado el éxito (sea cierto o no), o que por, ejemplo, el dueño del club SU ALTEZA SHEIKH MANSOUR BIN ZAYED (en mayúsculas que casi abarcan toda la pantalla cuando lo presentan) maneja un país con fuertes denuncias de violaciones a Derechos Humanos. Tampoco profundiza en la relación entre Guardiola y Touré, quién denunció de racista al técnico catalán tras su salida del club.

Sobre este punto, Simon Hattenstone llegó a catalogar al documental como una «brillante publicidad para el club». Por supuesto, tiene momentos de genuina emotividad. El Kun Agüero hablando que su hijo lo visita una semana al mes pero que «pasa solo» la mayor parte de su tiempo en su mansión de Manchester nos muestra un lado que pocas veces vemos de un jugador.

También nos muestra momentos divertidos, como Vincent Kompany con su suegro, un fanático del Manchester United, viendo la derrota de los Red Devils contra el West Bromwich que le terminó dando el título al City con cinco jornadas por disputarse.

En conclusión, All or Nothing: Manchester City es una entretenida serie documental altamente recomendable. No esperen una rigurosidad periodística digna de recordar pero sí unas cuantas de horas para conocer un poco más a uno de  los clubes más poderosos económicamente y que, sobretodo, rompió todos los récords existentes en la temporada 2017/2018 de la Premier League.

BONUS: 

¿Cómo verla?: Debes tener suscripción de Amazon Prime pero esta cuesta 119 USD anuales, unos Q915. Las puedes ver gratis con el free trial. Tendrás 30 días para ver la serie pero recuerda cancelarla antes de que se cumpla el plazo para que no te cobren.